LOS INICIOS

Compramos el 1er alambique de 20 litros y empezamos a hacer pruebas.

De repente la pandemia y escasez de alcohol nos introdujo en el mundo de empezar a fabricar el alcohol, y así fue como descubrimos que el producto final era muy diferente, con notas de las frutas que se utilizaban y un poco más dulce. Definitivamente habíamos encontrado la fórmula.


Todo el sabor del verano infusionado con grosellas

Esta receta se caracteriza por su simpleza pero con un resultado que capta la escencia del verano.

La grosella (también conocida como mora silvestre) es una planta que crecen en toda la zona costera. Da flor para principios de diciembre y se cocecha solamente durante el mes de enero. Su sabor es dulce, levemente ácido y se caracterizan por un color morado que tiñe todo lo que toca.

Para darle el sabor y color característico a este gin, luego de destilarlo, lo infusionamos con grosellas antes de embotellar.

El resultado es un gin super fresco ideal para tomar en las tardes de verano.


Botánicos: Enebro patagónico, coriandro, raiz de angélica y raiz de regaliz.
Capacidad: 500cc ABV: 40%
Perfil Predominante: Dulce y frutado